jueves, 6 de marzo de 2014

La Comisión Europea propone 1,9 millones de euros para los trabajadores despedidos del sector del automóvil en España



La Comisión Europea ha propuesto conceder a España 1,9 millones de euros del Fondo Europeo de Adaptación a la Globalización (FEAG) para ayudar a los 285 trabajadores despedidos por el Grupo Santana, fabricante de automóviles establecido en Andalucía, a encontrar un nuevo puesto de trabajo. La propuesta se envía ahora al Parlamento Europeo y al Consejo de Ministros de la UE para su aprobación.
Según László Andor, Comisario Europeo de Empleo, Asuntos Sociales e Inclusión: 

La producción de automóviles ha caído fuertemente en Europa y la industria automovilística deberá afrontar grandes cambios estructurales para responder a la globalización. Muchos trabajadores de la industria del motor viven tiempos difíciles y la solidaridad de la UE es importante para ayudarlos a gestionar esta dura transición. Los 1,9 millones de euros que hemos propuesto ayudarían a estos trabajadores despedidos a adaptar sus competencias y les facilitarían la búsqueda de un nuevo puesto de trabajo o la creación de su propia empresa.

España solicitó ayuda del FEAG para los 285 antiguos trabajadores del Grupo Santana. El paquete está diseñado para ayudar a los trabajadores mediante formación ocupacional, formación profesional, formación en el puesto de trabajo y subsidios de formación.
El coste total estimado del paquete asciende a aproximadamente 3,9 millones de euros, de los cuales el FEAG aportaría la mitad.


Contexto europeo
En 2012, los entonces veintisiete Estados miembros de la UE produjeron solo el 26 % de los vehículos de pasajeros fabricados en el mundo (15,1 millones de unidades), lo que supone una importante reducción en comparación con el 34,1 % producidos en 2005 y el 35,9 % producidos en 2000. Durante el mismo decenio, la cuota de mercado de los países BRIC (Brasil, Rusia, India y China) pasó del 8,4 % en 2000 al 15,8 % en 2005 y al 33,5 % en 2010. Los cambios en la distribución geográfica del consumo constituyen la causa principal de esa redistribución de las cuotas de mercado mundiales, sobre todo el rápido aumento de la demanda en los mercados asiáticos, del que tienen menos posibilidades de beneficiarse los productores de la UE, al estar tradicionalmente peor posicionados en esas zonas.
El modelo empresarial del Grupo Santana combinaba la producción de vehículos de marca propia, como el jeep «Anibal Santana», vendido a varios ejércitos europeos, entre ellos el francés y el checo, y la fabricación y el montaje de vehículos para otros fabricantes, como el grupo italiano Iveco o el japonés Suzuki.
Las decisiones estratégicas de los principales clientes de Santana dieron lugar a la cancelación o no renovación de contratos en curso para dar prioridad a la producción a proximidad de los nuevos mercados emergentes, en particular la India o China. A pesar de las medidas adoptadas para reactivar la empresa, después de que las negociaciones de adquisición no permitieran llegar a un acuerdo, el Grupo Santana se vio abocado a la quiebra y al cierre.

Información adicional: Sitio web del FEAG




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada