lunes, 1 de abril de 2013

El PE propone una ecotasa contra los desguaces tóxicos de barcos en países en desarrollo


El desguace y reciclado de buques europeos viejos sólo debería realizarse en instalaciones aprobadas por la Unión Europea y financiadas con una tasa específica, defendió este martes 26 de marzo la comisión de Medio Ambiente y Salud Pública del Parlamento Europeo. El objetivo es reducir el impacto que las técnicas de desguace irresponsables provocan en el medio ambiente y en la salud de los trabajadores que se encargan de estas tareas en países en desarrollo.

"En la actualidad, la mayoría de los barcos europeos terminan sus días en las costas del sureste asiático, donde sus componentes nocivos contaminan el medio ambiente", lamentó el eurodiputado ecologista sueco Carl Schlyter, político que lidera la negociación de esta cuestión en el Parlamento Europeo.

La comisión de Medio Ambiente, Salud Pública y Salud Alimentaria del Parlamento Europeo votó el 26 de marzo de 2013 a favor de una propuesta legislativa que contempla crear una lista de instalaciones en todo el mundo dedicadas a desguazar y reciclar barcos. Esta lista serviría para identificar las instalaciones que cumplen los estándares adecuados para manipular sustancias y materiales nocivos para la salud y el medio ambiente. Según la propuesta recién adoptada, los propietarios europeos de barcos serían penalizados si no respetan las normas en la materia, y tendrían que informar a sus respectivas autoridades nacionales sobre sus planes de desguazar sus buques. De esta manera, sería más fácil detectar el reciclado ilegal.

Productos tóxicos

La propuesta pretende acabar con la situación actual, que permite que los propietarios de los barcos eviten la legislación europea, según la cual está prohibido exportar residuos nocivos a países que no forman parte de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). El año pasado se registró un aumento de alrededor del 75 por ciento de buques propiedad de europeos que fueron depositados en playas de Bangladesh, China, India y Pakistán. Su desguace deja tras de sí amianto y productos químicos cancerígenos.

"Espero que nuestra votación acabe con el reciclado temerario de barcos europeos en países en desarrollo", declaró Schlyter. "Los eurodiputados han votado a favor de crear diversas formas de incentivos financieros para reciclar barcos de manera segura, incluida la creación de un fondo de desguace financiado por el propio sector", detalló.

Fuente: Parlamento Europeo/en portada

EuroparlTV: El azote de la toxicidad flotante

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada